Páginas

sábado, 23 de noviembre de 2013

Supersticiones


Vinagre con sal debajo de la cama. El vinagre sale de color verde. Si es verde, significa que hay algo malo en la casa. Es malo, porque sabes que hay maldad en el mundo y que te toca a ti vivirla en su modo sobrenatural.
Echar una tirada de tarot. En la combinación de cartas lees sólo lo que crees que te conviene; por supuesto, lo malo, el miedo. Recuerdas que había un librito con las interpretaciones de las cartas, la buena y la mala. Tu madre sentada sobre el edredón de la cama elegía siempre las malas, hasta que llegó a horrorizarse tanto a sí misma que tuvo que esconder cartas y librito en el fondo de un baúl.
Una oración a un santo que ya no recuerdas. La repites de forma compulsiva por las noches para suplicar por que no se lleven la tranquilidad de ahora o para que se lleven la angustia de ahora. Llevas la cuenta de cuántas veces lo repites. Tu abuela te la ha recomendado para estar protegida. Tú decides que repetirlo 100 veces es suficiente para que nada pase. Siempre te quedarás dormida antes de poder cerrar el halo de protección sobre tu cabeza.
Dejar de hablar de tu padre, de su caricatura o de su monstruo, porque siempre ocurre algo malo. Se rompen cosas que no puedes pagar, ocurren cosas que no puedes controlar. Recuerdas los grandes sustos que has vivido y planea en la conversación lo que podría ocurrir. Finalmente, algo ocurre.

No hay comentarios:

Publicar un comentario